CARTAGENA DE INDIAS, UNA CIUDAD LLENA DE SABOR Y COLOR

Rosario Gavidia Viajes , Deja un comentario

IMG_20150728_084043802_HDR

Ni bien bajamos del avión, pudimos sentir ese olor a mar, la brisa y el imponente sol que nos obligó a despojarnos de la menuda chompa que teníamos puesta. Salimos del aeropuerto, y buscamos tomar un taxi. Por apenas 8 mil pesos colombianos y en menos de 20 minutos ya estábamos en el Centro Histórico de Cartagena de Indias, lugar dónde estaba ubicado nuestro hostel. Luego de dejar las cosas en la habitación decimos salir a recorrer la ciudad.

IMG_20150727_055153096

Era muy temprano en la mañana, y el sol nos invitaba a ir a la playa, entonces decidimos emprender nuestro camino rumbo a la famosa isla de Barú.

*¿Cómo llegar a Barú desde el centro histórico de Cartagena de Indias por tierra?*

Para ir a Barú, primero tomamos un taxi que nos llevó al mercado desde dónde salen las busetas para Pasacaballo, el taxi al mercado nos cobró 8 mil pesos y la buseta 1900 pesos. El tiempo desde el mercado a pasacaballo es de 1 hora aproximadamente. Al llegar a Pasacaballo, varios lugareños se lanzaron a nosotras prestos a brindarnos sus servicios de movilidad para llegar a Barú. Algunos ofrecían llevarnos en moto y otros en auto. La moto cobra 8 mil pesos y el auto 10 mil por persona. La distancia es de 30 min aproximadamente. Yo recomiendo elegir el auto, ya que el camino es un poquito accidentado, y además hace bastante sol.

El joven que nos llevó a Barú, nos dejó en Playa Blanca, la más famosa playa de la isla, un lugar de ensueño: arena blanca, agua turquesa y un mar caliente y calmado. Pasamos las más deliciosas y relajantes horas en Playa Blanca.

IMG_20150727_112759429 - copia

Otra opción de ir a la isla de Barú es por mar, para esto se debe contratar un tour que te lleva desde el puerto. Esta opción demora un poco más y debes comprar todo el tour, no solamente la ida por ejemplo.

OJO: Tener cuidado con los vendedores, ya que se acercan a los turistas recién llegados y no te sueltan hasta que les compres algo, así que es preferible de primera decirles firmemente no gracias, si no vas a comprar algo.

Nosotras no pasamos la noche en Barú, pero he visto que muchos viajeros recomiendan un hostal en la playa llamado Hugo’s Place, de cualquier forma hay muchísimas cabañas, hostales o si quieren pueden rentar solamente una hamaca y ya listo.

Atención: casi no hay señal de internet.

Después de dejar Barú, volvimos a Cartagena de Indias. De regreso sería mucho más sencillo, de igual manera tomamos el auto al paradero en Pasacaballo y de ahí una buseta que nos dejó en el Castillo San Felipe de Barajas.

Acá les cuento los lugares que deben visitar o en Cartagena de Indias:

Castillo San Felipe de Barajas, es una fortificación impresionante llena de pasadizos, túneles y cañones de verdad. Desde ahí se puede tener lindas vistas de la ciudad. A la espalda de esta fortaleza se encuentro el Parque de los Zapatos Viejos, dónde además venden souvenirs.

IMG_20150727_161829710_HDR

Cerro y Convento de la Popa, el Cerro de la Popa es el lugar más elevado de la ciudad de Cartagena, desde ahí se tiene una vista perfecta de absolutamente todo. Está ubicado a 10 minutos en auto del centro histórico y en su cima se encuentran una hermosa iglesia y convento colonial. El claustro de la Popa es uno de los más bellos de la ciudad colonial de Cartagena y de toda Colombia.

El paseo al Cerro La Popa suele estar incluido en los tours que se hacen alrededor de la ciudad, o si no se puede tomar un taxi e ir por cuenta propia

El horario de atención es de lunes a domingo de 8:30 a 17:30 hs.

Tour por la ciudad amurallada, la ciudad histórica o ciudad vieja de Cartagena de Indias está rodeada por una gran muralla, hacer un recorrido por dentro de este lugar es realmente imperdible, ya que hay mucha historia y callecitas que te sorprenderán con sus colores y fachadas. Todo se hace a pie y/o en bicicleta. Si me pongo a mencionar cada placita, cada calle y cada casa que se esconde detrás de estas murallas, pues no voy a terminar nunca, ya que todo es importante, así simplemente les sugiero conseguirse un guía local y que les haga el recorrido, que de verdad no cobran para nada caro. Yo me conseguí un super guía que conoce todo, todito y me llevó hasta lacasa de Gabriel García Márquez y el departamento de verano de Shakira, Carlos Vives y Fito Páez, ¿se imaginan? García Márquez es uno de mis escritores preferidos y por cierto una de sus novelas más famosas “El amor en los tiempos del cólera” tiene a esta ciudad como escenario. ¿Qué más se puede pedir? Ah sí! Ya sé, lo que muchos a veces me preguntan, ¿y dónde está la fiesta?

20563818802_5835082328_z

 

IMG_20150728_084043802_HDR

IMG_20150728_084744586

Ahora sí, para irse de rumba (como dicen en Colombia) está bueno el Barrio de Getsemaní, un lugar precioso y colorido, lleno de bares y sitios para bailar. Acá hay una placita principal que es súper conocida, en dónde se juntan turistas y locales para disfrutar de un buen momento. Vale decir que los tragos y la comida lo venden a muy buen precio.

Bocagrande, esta la zona exclusiva de Cartagena de Indias, está lleno de hoteles 5 estrellas, centros comerciales, restaurantes lujosos, todo frente al mar. Yo la verdad que no pase por ahí porque el tiempo me ganaba y porque además cuando viajo prefiero conocer lo histórico, ya que centros comerciales y cosas lujosas hay en todas partes. Pero si tienen un tiempo y/o si les gusta, vayan a darse una vueltita por ahí, ya que me contaron que su playa está muy buena. Ah y para los que vieron la novelaBetty la fea pues en este lugar se grabaron varias escenas.

Isla del Rosario, al igual que Barú, también tenemos a la Isla del Rosario, otro lugar de película, arena blanca y mar turquesa. Acá además, encontramos un oceanerio, dónde te explican de todo y además dan clases de buceo.

¿Qué comer?

Lo típico es el arroz con coco, lomo de cerdo y los mariscos, además de los dulces y las frutas que son exquisitas.

¿Cómo transportarse?

A pie, todo está cerca en el barrio histórico, y para lo más alejado tomar un taxi y/o busetas que pasan a cada rato para todo lugar. OJO, las busetas no entran al centro histórico, los taxis y autos comunes, sí.

Y así terminaría nuestra aventura por tierras colombianas y mares caribeños, una experiencia verdaderamente increíble e inolvidable, dónde pudimos comprobar el cariño y la calidez de la gente colombiana.

 

Sobre el Autor

Rosario Gavidia

Facebook Twitter

Soy peruana, comunicadora social. Me encanta viajar, conocer nuevas culturas y escribir, razón por eso decidí empezar a hacer este blog; a raíz de que muchos amigos y familiares me pedían sugerencias de viajes. Ahora quiero compartir mis experiencias y aventuras con todos ustedes, de esta manera poder contribuir a que realicen sus sueños y viajen tan lejos como puedan.

Deja un comentario